Colchón de cuna antiahogo Babykeeper: mucho más que un colchón

¿Alguna vez te has parado a contar la cantidad de horas que duerme tu bebé al día? Es normal, se encuentra en pleno periodo de crecimiento y esa energía que recupera mientras duerme es vital para su desarrollo. Y, precisamente por lo importante que es que en sus primeros años descanse bien, hoy quiero hablarte de algo que he descubierto hace poco y que me ha dejado gratamente sorprendida: el colchón de cuna antiahogo Babykeeper.

Se trata de un colchón especialmente diseñado para el bebé, cómodo, confortable y que, además, previene la muerte súbita del lactante. Si cada vez los adultos nos preocupamos más por nuestro descanso y la calidad de nuestro colchón, ¿por qué no centrar la misma atención en brindarle a nuestros pequeños el mejor descanso? Ten en cuenta que lo más importante para contribuir a la calidad de su sueño es el interior, el colchón de su cuna.

Ahora bien, si, como yo, te preguntas si realmente merece la pena adquirir un colchón de cuna antiahogo, lo que te voy a contar te ayudará a conocer la respuesta. Y puedo adelantarte lo siguiente: sobre Babykeeper todas las opiniones que he escuchado son positivas. Te cuento por qué, a continuación.

El Síndrome de Muerte Súbita del Lactante (SMSL)

Antes de nada, voy a explicarte en qué consiste este fenómeno, desgraciadamente más común de lo que nos gustaría entre los bebés de entre 2 y 4 meses, aunque el riesgo puede extenderse hasta los 12 meses. Además, se ha registrado una mayor incidencia en los niños prematuros.

Sucede fundamentalmente cuando el bebé deja de respirar de forma repentina durante la noche, mientras duerme. No existe en estos casos ningún aviso, ninguna pista que pueda hacernos prever que esto va a ocurrir. Pero, lo que la mayor parte de las veces hay detrás del SMSL es una cuestión postural. Suele suceder que el lactante se coloca boca abajo, de forma que difícilmente puede respirar bien.

A ver, no quiero asustarte: solo 2 de cada 1000 fallecimientos infantiles son debidos a esta causa. Pero, si podemos poner todo de nuestra parte para evitarlo, ¿por qué no hacerlo?

El colchón que ayuda a tu bebé a dormir tranquilo

Hay muchos factores en este colchón que lo hacen idóneo para garantizar el correcto descanso de tu pequeño. Para mí, los más importantes son los siguientes:

Núcleo de alta calidad

Es la clave de todo. Patentado con el nombre de Erma®, el material con el que está fabricado es de lo más seguro, avanzado, cómodo y confortable que se puede encontrar en el mercado. Para diseñarlo, se han estudiado las necesidades más frecuentes entre los bebés de 2 a 12 meses mientras estos están durmiendo. Así, el resultado es un colchón que se adapta perfectamente a los movimientos y hábitos nocturnos de tu pequeño.

Pero, sin duda, lo que más llama la atención de su interior es su capacidad de transpiración y el hecho de que elimina el exceso de calor y CO2. ¿Sabes que, durmiendo sobre este colchón, tu bebé puede respirar incluso si se coloca boca abajo?

Funda de última generación

No solo el interior de este colchón para cuna es sobresaliente, también lo es su funda. Destaca por estar realizada en un material suave, totalmente inocuo para el bebé, que además es permeable y cambia de color cuando la temperatura corporal de tu pequeño supera los 37,5ºC.

Gran variedad de medidas

Sobre las medidas de este colchón de cuna, tienes a tu alcance varias posibilidades:

  • 50×80 cm.
  • 57×117 cm.
  • 60×120 cm.
  • 70×140 cm.

Como ves, no solo es posible escoger entre estas cuatro opciones la que mejor se adapte a tu bebé. También puedes optar a cualquiera de ellas conforme el pequeño vaya creciendo.

Fácilmente lavable

Algo que a todos nos preocupa, por su importancia y por lo costosa que a veces resulta, es la limpieza. En este caso, puedo asegurarte que no necesitarás hacer muchos esfuerzos para mantener como nuevo el colchón.

Por un lado, la funda la puedes lavar perfectamente en la lavadora, siempre que utilices un programa para ropa delicada. Y, en cuanto al colchón en sí, solo tienes que usar un poco de agua y jabón para volver a tener el colchón como nuevo. ¡Te recomiendo lavarlo cómodamente en la bañera!

Además, por si todo esto fuera poco, Babykeeper es un colchón que cuenta con respaldo científico. Esto quiere decir que está demostrado que su diseño está especialmente orientado a la prevención y control de un problema de salud, en este caso el SMSL.

De hecho, es el único producto de estas características que ha sido avalado por médicos. Por lo tanto, hablamos de un producto sanitario, certificado, totalmente innovador y beneficioso para los bebés.

Grupo Delax: la empresa detrás de Babykeeper

Para terminar de comprender la esencia de este producto tan innovador, quiero contarte algo acerca de sus impulsores. Se trata de una compañía especializada en el mundo del descanso. Tanto, que consideran que este está estrechamente relacionado con la salud.

Por ello, han querido destinar parte de sus esfuerzos a investigar e innovar en este campo, y más concretamente en el de la prevención de la muerte súbita del lactante. Resultado de esta investigación, de años de trabajo, de millones de euros invertidos y de decenas de profesionales expertos implicados es el colchón de cuna antiahogo Babykeeper.

Por todo esto, no tengo ninguna duda a la hora de recomendarte que lo pruebes. Como has podido comprobar, ¡está lleno de ventajas!