Ana Vilaregut | Babysalus
1996
page-template-default,page,page-id-1996,page-child,parent-pageid-1216,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive
Salus

Sonia

Tiempo de contratación

2 meses

Servicio

Salus. Establecer rutinas del sueño del bebé.

Ana Vilaregut

Estaba convencida de que quería tener la oportunidad de contar con apoyo y asesoramiento durante los primeros meses de mi pequeño, queríamos tener la seguridad de que estaría 100% bien atendido por las noches, así como poder dormir para estar con más energía durante el día.

Esta experiencia te reporta tranquilidad, sueño reparador, apoyo emocional y noches de salir como pareja a cenar. También nos ha ayudado a crear una rutina de sueño con el bebé. Desde el primer día sabíamos que nuestra salus, Sonia, era “una más de la familia”.

Gracias a su prudencia y profesionalidad, sientes que aporta paz a tu casa, y que es un apoyo emocional muy importante. Recomiendo completamente esta experiencia a cualquier familia que se encuentren sin ningún tipo de ayuda familiar, o que quieran tener la certeza de que su pequeño va a estar bien atendido por las noches, para así poder renovarte y estar en plena forma para sacarle más partido al día. Las salus están muy capacitadas y son expertas en el área de pediatría, muestran mucho cariño y afecto por el bebé.

Le cuidan con mucho esmero y delicadeza, también son discretas y se adaptan totalmente a las necesidades de la familia.

Satisfacen las necesidades del bebé en todo momento, pero también las de los padres. El personal con el que cuenta Babysalus, está formado por excelentes profesionales, atentas y cualificadas. Siempre nos hemos sentido muy apoyados y recibiendo un servicio altamente personalizado. Recomiendo que hagan uso de este servicio por un periodo de 4 a 6 semanas antes de la fecha esperada de parto. Durante el primer mes de vida del bebé, me parece un servicio indispensable. Durante el segundo mes, hicimos noches alternas para empezar a acostumbrarnos a dormir con el bebé, y esa etapa de transición me pareció muy provechosa. El servicio nocturno se realizó en la franja horaria de 22:00 a 08:00 horas. Actualmente tenemos un servicio diurno en días alternos.

Estoy plenamente contenta con la dedicación y el elevado grado de atención, tanto de la dirección como del personal. ¡Mi experiencia ha sido inmejorable!